“Esta tarde, mi hija de primero trajo a casa un folleto informativo sobre el Método Suzuki para violín. Confieso que estaba un poco confundida. Yo creía que Suzuki construía motos, no música. 

Oh!, espera! ahora caigo. Dr. Suzuki es ese hombre que sale con pequeños violinistas. He visto su foto en periódicos y noticias. Si no recuerdo mal, sus estudiantes no aprenden a leer notas.
Solicité más información al profesor de música de mi hija, y ésta volvió del colegio con varios folletos titulados: Instrucciones sobre el método suzuki,  Ser un padre suzuki, además de Breve Resumen de Educación del Talento.
      Cometí el error de leer en primer lugar “ser un padre suzuki”. Tenía una vaga noción de que debía inscribir a mi hija, sentarme cómodamente y mirar lo bien que lo hacía. Además, yo debía ser paciente, entusiasta, participativa,…
Hoy en día, pondría éste último adjetivo como resumen de todo. Tengo que ser participativa. Supongo que eso significa ir a cada clase con mi hija, tanto individual como colectiva,  y ayudarla durante la práctica semanal. […]
Decidí llamar a la madre de Amanda, compañera de clase de mi hija, la cual hacía suzuki. Y le pedí información acerca de  cómo era el programa.  Me pregunto si todos los padres se vuelven “predicadores” cuando sus hijos comienzan Violín Suzuki!!! Marie, la madre de Amanda, no podía dejar de hablar sobre cuánto ella y su hija amaban el método, y los efectos positivos que había tenido en su relación. De todo lo que dijo Marie, la parte de mejorar las relaciones con su hija fue lo que más me impresionó. Desde que su hermano pequeño nació, mi hija se sentía fuera de lugar. Yo había estado buscando algo que pudiera ser común a las dos. Quizás esto sirviera… […]
Definitivamente no hay duda, ellos son realmente predicadores. A todos les sucede lo mismo. Ningún padre puede dejar de hablar de lo maravilloso del método, y de que era una de las mejores decisiones que habían tomado. Les encanta el método. Ponen a los profesores Suzuki en un pedestal. Y no hay duda, según todos los padres, el profesor Suzuki es paciente, amable, tolerante, encantador, comprensivo, disciplinado,…
¿Cómo se puede resistir alguien a semejante entusiasmo?”

A Suzuki Parent´s Diary or How I survived my first 10000 twinkles.

By Carroll Morris

Este es un fragmento del divertidísimo libro de Carroll Morris acerca de un Padre Suzuki. Para los que ya están en el método, sirve para confirmar todas sus dudas, temores y expectativas. Para los que están pensando en añadirse a esta fantástica familia, es enriquecedor, divertido, ameno y nos hace compañía en estos inicios tan confusos para los padres recién llegados. Lo recomiendo, sin duda. El único inconveniente es que no existe (aún) traducción al español. Una lástima!!

Y es que, ser parte de la familia Suzuki, supone una nueva filosofía de enseñar, una nueva filosofía de recibir la información y una nueva filosofía de “ser padre de un estudiante de música”. Y lo digo por experiencia, tanto como profesora de violín como madre suzuki. Y, muy a mi pesar, he de reconocer que sí, nos convertimos en acérrimos predicadores del método una vez que lo hemos conocido. Y entonces nos preguntamos:”¿¿¿Dónde estaba yo hasta ahora????”

Y es que cuando llevamos a nuestros hijos a un ESPECIALISTA  SUZUKI (si, si, lo pongo con mayúsculas) nos damos cuenta de que son profesores concretamente preparados para enseñar violín y música a niños a partir de 3 años. Tienen una preparación exhaustiva y específica lo cual les confiere la capacidad de conseguir que mi hija de 4 años esté durante todo el tiempo con una sonrisa en la boca, que considere el violín como algo divertido, que le ofrezca a su amiga Flavia un concierto cuando viene a merendar a casa, como algo normal y parte de su juego,… En definitiva, que la música forme parte de ella como algo natural, no una discusión diaria en casa de “toca!!, practica!!” lo cual lleva a los niños a alejarse completamente de la música y de los conservatorios.

Y cuando eres profesor y te acercas al Método Suzuki, te das cuenta de que no te habían enseñado antes a tratar con niños, que tienes multitud de lagunas y, sobre todo, que funciona. Lo conoces, lo aplicas y funciona. Y esto es lo más tranquilizador de todo para un profesor. Ver que consigues que tus alumnos disfruten, aprendan y “que parezca un accidente”

Publicado por creciendoconsuzuki

Hola, Soy Mabel y soy Mamá y profesora Suzuki. Este sitio web se creó con intención de compartir anécdotas o consejos que puedan ayudar a todas las familias suzuki.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: